Ministros, gremios, expertos, sociedad civil, encuestas, jornadas de escucha, entrevistas y más. Un bombardeo de información que “impacta” a establecimientos educacionales, profesores, estudiantes y apoderados de distinta forma. En el caso de nuestro Colegio, muchos de los temas que preocupan transversalmente a estos públicos, han sido favorablemente abordadas en beneficio del bienestar de nuestros niños y jóvenes. Pero otros siguen en desarrollo, en este proceso, que aún está abierto y en el que posiblemente existe un espacio de mejoramiento.. Junto a nuestros docentes, directivos, coordinadores y todos, hemos creado una nueva forma de educar que en el sistema híbrido. Para comentar más acerca de cómo se ha ido delineando y traduciendo este modelo conversamos con nuestros coordinadores de la Unidad de Gestión Pedagógica (UGP) de Ciencia y Tecnología e Historia y Artes, Makarena Soto Jara (Profesora de Biología) y José Cabrera Gómez (Profesor de Historia).

También quisimos analizar con ellos las consecuencias en el desarrollo de los aprendizajes, analizando si habían detectado brechas educativas en nuestro colegio y cómo se ha trabajado su mejora. Para nuestro UGP de Historia la respuesta es clara “En un universo general de estudiantes en el sistema escolar nacional se entendía que las brechas, ya presentes, se haría mayor. Pienso que afortunadamente la situación de nuestro Colegio es diametralmente distinta y si bien no podemos hablar de una «normalidad absoluta», hemos afrontado esta nueva realidad tomando como normativa base las indicaciones ministeriales, pero dando pasos más adelante. Me refiero a la Priorización Curricular – al avance de los Objetivos de Aprendizajes propuesto en cada Plan de Estudio, pero avanzando desde un 20% propuesto por la autoridad a un 75%, lo que nos acerca a, condiciones de normalidad. Finalmente, se debe considerar que las eventuales brechas internas se han abordado en un Plan de Fortalecimiento inicial este año. Estamos en una nueva etapa, en la que al menos por una necesidad sanitaria, en primera instancia, ambas modalidades (online y presencial) continuarán existiendo y conviviendo. Miss Makarena nos comenta acerca de cómo han abordado la presencialidad sin ir en desmedro de las clases remotas “El paso de las clases online a clases híbridas, fue un nuevo desafío. El inicio fue complejo (aspectos técnicos y también metodológicos y evaluativos), no obstante, continuamos en conjuntos, conversando y apoyándonos en experiencias exitosas, atreviéndonos a innovar y considerando el bienestar emocional de ambos grupos tanto presencial como virtual. No obstante, aún estamos en constante búsqueda de actividades y estrategias evaluativas que sean respetuosas con el proceso y que nos permiten evidenciar el tránsito del aprendizaje para ambos grupos. “Nuevas realidades, nuevos desafíos…” nos dice Sir José. Continúa “Contar con la tan anhelada presencialidad era algo que ya se hacía imprescindible para todos. Ahora bien, debemos adecuarnos al escenario híbrido. A mi parecer, es crucial la interacción simultánea que se pueda realizar con ambas realidades en una misma clase y de allí la importancia de las estrategias y técnicas utilizadas para integrar el pleno aprendizaje de todos los alumnos. El cómo llegar a este ideal, aún es parte de la discusión pedagógica, del intercambio de experiencias y de recursos pedagógicos . No hay una receta única y mágica, seguramente en el camino nos equivocaremos, pero estoy seguro que la calidad humana y técnica de nuestros docentes nos hará salir adelante.”. Muchos especialistas han indicado que hoy existe la oportunidad de acelerar cambios necesarios dentro del sistema educacional del país, sacando partido de las potencialidades y oportunidades que la tecnología y el sistema híbrido ofrece.

¿Qué tan cercano está este cambio para nuestros estudiantes? nuestros UGP nos explican… “Creo que en el actual contexto educativo, ha quedado claro y de manifiesto cuánto sabíamos – en cierta medida inconscientemente – del uso de nuevos recursos y herramientas proporcionadas por las TICs y que sin ellas poco podríamos haber hecho en un escenario virtual y, por otra parte, – lo que a mi juicio es más importante -, vivenciar la ductilidad para adaptarnos a nuevos escenarios y a la utilización de nuevas estrategias para mejorar el aprendizaje de nuestros estudiantes.” afirma el profesor. “No obstante, y por último, la vorágine del cambio y la tecnología no nos debe hacer olvidar que nada es más significativo que la enseñanza directa a través de la relación humana entre un profesor y sus alumnos, pues no solo hablamos de transmisión de conocimientos sino que también debemos entender como vital e imprescindible el traspaso de valores y experiencias de una persona a otra. Hace más de dos mil años, el filósofo Sócrates marcó un camino, el «conócete a ti mismo» sigue siendo la mayor meta de todo ser humano. sumamos lo indicado por la profesora “En Ciencia y Tecnología, los cambios involucran innovación y la generación de nuevo conocimiento, en términos pedagógicos, está bastante evidenciado, que el aprendizaje activo y autónomo beneficia el desarrollo de habilidades del siglo XXI. En cuanto a los avances en esta dirección, Miss Makarena nos comenta “Actualmente, estamos comenzando a aplicar fundamentos de evaluación auténtica, donde nuestro objetivo como docentes es propiciar la participación de los estudiantes en la realización de tareas realistas que dan una idea clara de sus conocimientos, habilidades y capacidades, A lo cual los estudiantes han respondido de manera muy positiva y vamos a continuar realizando en los distintos cursos”. Nos quedamos con este último pensamiento de la docente “Finalmente, al tener altas expectativas en nuestros estudiantes nos permite afrontar las cambios constantes desde el desafío y no el temor ante nuevos escenarios, si bien aún el camino es incierto, como equipo estamos preparados para siempre dar lo mejor de nosotros y nosotras como docentes.”